Tejón euroasiático Meles meles (Linnaeus, 1.758)

Atlas cráneo tejón

Nombres vernáculos tejón

 

Tejón dormitando en un centro de recuperación. Foto de Honorio Iglesias

 

Tejón (Meles meles). Huellas en la nieve. El tejón tiene 5 dedos en manos y pies. Su huella es muy característica y casi inconfundible. La huella de la mano consta de 5 uñas muy largas (hasta 3 cm), almohadillas de los 5 dedos, almohadilla palmar y almohadilla carpal o talón, además hay otra almohadilla accesoria tras la palma que no se suele marcar. Las uñas y dedos están casi alineados. El dedo interno es menor y a veces no se marca, ni tampoco su uña. El pie es similar a la mano pero con uñas más cortas y sin talón ni almohadilla accesoria. Sin contar uñas y talón, mano y pie miden unos 4-5 cm, siendo algo mayor la mano. Cuando marca el talón (almohadilla circular de 1 cm), la huella puede medir 7 cm. En nieve puede hacerse mayor, a veces casi 10 cm.

Textos y fotos de Javier Prieta


Fotos: retocadas para aumentar contraste y pasadas a blanco y negro. Hechas en la sierra de Gredos de Cáceres (Casas del Castañar, Garganta la Olla y Piornal), entre 900 y 1.300 msnm, hábitat melojar.

Foto de Javier Prieta

- Foto 1. Mano derecha. El dedo interno apenas se marca. Se aprecia el talón.

Foto de Javier Prieta

- Foto 3. Mano izquierda. No se ve el dedo derecha, pero la uña se ve un poco, el talón apenas está marcado.
 

Foto de Javier Prieta

- Foto 5. Rastro de un tejón andando. Los pies apoyan parcialmente sobre las manos.

Foto de Javier Prieta

- Foto 6. Mano izquierda.

 

 

 

Fotografia de Pablo Garcia Diaz los tejones construyen letrinas donde depositan sus excremento, gruesos y de color negruzco en los que destaca la presencia de restos quitinosos de las presas consumidas.

Foto y texto de Pablo García Díaz
 

 

Tejonera en Ledesma (Salamanca), Julio 2006. Se observan perfectamente las marcas de las uñas del tejón. Las tejoneras se distinguen de las zorreras porque la tierra está extendida en canal y no en abanico como el zorro. Las 2 imágenes inferiores son zorreras. Foto y texto de Pablo García Díaz. Una imagen de una zorrera es de Honorio Iglesias

Imagen de una zorrera

Imagen de una zorrera

 

 

 

El grupo de huellas de tejón que vemos ha sido fotografiado en el límite entre las provincias castellano leonesas de Zamora y Salamanca, en una comarca con numerosas masas forestales de pinos de repoblación, quejigos, alcornoques, encinas, jaras y áreas agrícolas de pasto y cereal. Son sencillas de distinguir de las huellas dejadas por otros mamíferos, debido a su caminar semiplantígrado y al importante tamaño de las uñas -como buen excavador que es-, especialmente las delanteras, más desarrolladas que las de los pies. Además las almohadillas digitales suelen presentar una alineación casi recta, bien diferenciable de las de otros carnívoros, cuyos dedos describen un arco más o menos definido. Son tan peculiares que incluso con sustratos poco aptos, es posible que ciertas características dejen patente de quién se trata.

Texto y fotos de Jesús Nicolas

 

 

Cráneos y patas de tejón. Fotos de Jesús Nicolás

 

 

 

Cráneos de Tejón. Fotografías de Antonio Tamayo. Cráneos de ejemplares de tejón atropellados. Lo más significativo de los cráneos de tejón es la cresta ósea superior que se aprecia muy bien en la foto

 


Fotos y texto de Honorio Iglesias (Segovia). Todas las fotos están hechas en encinares y robledales de melojo del piedemonte de la Sierra de Guadarrama.

Pelos de tejón. Es muy frecuente encontrar rastros de pelo del tejón sobre todo en los albores de la primavera. Estos rastros se encuentran en el suelo y también en palos y otros objetos que a veces utilizan para rascarse.

 

LETRINAS. Otro de los rastros más comunes del tejón son sus letrinas. Se trata de pequeños agujeros hechos en la tierra, a veces, incluso aprovechando agujeros ya existentes o pequeñas depresiones, donde, más o menos con cierta puntería, realizan sus deyecciones.
En ocasiones he podido comprobar mas de 15 letrinas juntas, lo que podría remarcar el posible carácter social de este hecho.Los excrementos de tejón, son de oscuros , poco consistentes y en ocasiones presentan tierra y cuerpos quitinosos de insectos. Tienen poco olor y si son frescos pueden presentar cierta mucosa alrededor.
HOZADAS. Otra rastro característico del tejón son sus hozadas, que se asemejan a las realizadas por los jabalíes, con la salvedad de que son mas pequeñas de unos cinco centímetros de anchura.

HUELLAS. Sobre las huellas ya esta todo muy bien comentado por los compañeros así que sólo voy a incluir algunas fotos.
Otra foto que mando es de una tejonera ocupada.

 

 

 

 




 

TEJONERA. En la foto se puede observar como las huellas se encaminan a la tejonera, la foto está hecha tras una noche de fuerte frío y nevadas, lo que puede matizar el hecho del tejón como un animal friolero que se encama durante los días más fríos del invierno.

 

 

Fotos y texto de Jesús Nicolás

A menudo, los tejones elaboran complicadas madrigueras excavadas en el suelo, muchas veces junto a árboles o grandes rocas, de forman que se convierten en guaridas casi inexpugnables entre las raíces de los primeros o las grietas de las segundas. Suelen tener varias bocas de entrada, aunque el número de las mismas y la complejidad del conjunto varía bastante de unas a otras, ya que suelen construir varias tejoneras en el interior del territorio. Una de ellas suele ser la madriguera principal y es utilizada por el clan más habitualmente que el resto, o durante periodos más importantes. Otras tejoneras más simples, con menos bocas, menos elaboradas, suelen ser de uso más esporádico e itinerante. La que vemos en la foto, es una tejonera ubicada en un encinar salmantino, que se encuentra utilizada en la actualidad por una colonia de conejos, lo que constituye además otra característica típica de las madrigueras de los tejones: son aprovechadas por muchos otros mamíferos, unas veces tal cual las encuentran, y otras convenientemente agrandadas. Conejos o zorros, son inquilinos habituales de estos refugios, a veces incluso conviviendo con los propios tejones al mismo tiempo. Se dan casos en los que las tres especies comparten al mismo tiempo una tejonera, evidentemente, sin mezclarse en su interior, gracias a las enormes dimensiones que pueden llegar a tener algunas de ellas. Parece ser que en latitudes más meridionales las tejoneras disminuyen de dimensiones y complejidad. Esta que vemos en la foto había aprovechado la proximidad de una encina, entre cuyas raíces se encuentran algunas de las entradas. El resto quedan fuera de la imagen. El montículo de tierra presenta unas dimensiones importantes.


Esta letrina fue descubierta en un desbroce forestal de los que se hacen a veces a lo largo de las fincas ganaderas, y que se usan para poner las líneas de puestos en las monterías, mantener el alambrado del perímetro, etc., por lo que es fácil determinar que se trata de una letrina de las que realiza a lo largo de sus correrías. Aparentemente contenía entre otras cosas, restos de moras (la foto ha sido realizada a finales de agosto).

Respecto del avispero, se encontraba a escasos 200 metros de la letrina anterior, precisamente bajo el alambrado de la dehesa. Es común que los tejones escarben avisperos en busca de sus panales. Sus fuertes y apretados pelos los defienden bien de las temidas avispas, y demuestran su amplio espectro alimenticio.



Huellas. Como ya se ha indicado más arriba las características de estas peculiares huellas, nos limitaremos a hacer resaltar en estas fotos las marcas dejadas por el talón en las huellas de ambas manos, algo que no siempre es observable, así como la notable diferencia en la longitud de las uñas entre manos y pies. La almohadilla dejada por los quintos dedos de las manos son evidentes, aunque cuesta más ver las de los pies. Texto y fotos de Jesús Nicolás

 

 

 

 

Huellas de tejón. Javier Nicolás
 

 

 

Imagen de Jose Antonio Velasco Mendo, huella de tejón. tesonera1985@hotmail.com

 

Huella de tejón. Imagen de Manolo Segura Herrero
 

 

Excremento de tejón. Imagen de Manolo Segura Herrero

Cráneo de Tejon, encontrado en Norte Portugal, destaca su cresta sagital "muy deteriorada en foto" y sus fuertes molares. Jesus Nicolás

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Fotos de huellas de tejón. Jesús Nicolas

 

Reforma de tejonera en los pinares costeros de Huelva (Primavera 2010). Foto y comentario de Javi Torres para el foro de mamíferos elbuscalobos@hotmail.com

 

Alberto Alvarez en el foro de mamíferos preguntó sobre unas huellas halladas en Madrid, a lo que Jesús Nicolás contesta gráficamente: Son unas huellas claras de tejón. Están superpuestas las impresiones de los pies sobre las manos. Esto se distingue claramente en las situadas en el ángulo superior izquierdo: la huella exterior es del pie, con uñas más cortas y próximas a los dedos, mientras que la huella que queda por debajo a su derecha presenta muy claramente tres uñas muy largas y una cuarta un poco confusa junto a otra corta del pie. Con una captura de pantalla me he permitido reenviarte la explicación de modo gráfico.

 

 

Los tejones a menudo agrupan sus letrinas, pudiéndose encontrar varias en unos pocos metros cuadrados. En el caso de estas fotografías tomadas en una sierra salmantina, había hasta cinco agujeros con excrementos, y otros cuantos sin ellos (quizás realizados en busca de alimento). En la fotografía general se ven dos de los agujeros usados. Y en la otra foto el detalle de uno de ellos con algunos excrementos muy recientes. Texto y fotografía de Jesús Nicolás

 

 

 

 

SOBRE DISCUSIONES EN EL FORO:

De: mamiferos_foro@yahoogroups.com [mailto:mamiferos_foro@yahoogroups.com] En nombre de Honorio Iglesias García
Enviado el: jueves, 07 de junio de 2007 9:40
Para: mamiferos_foro@yahoogroups.com
Asunto: RE: [mamiferos_foro] madrigueras de tejones


Hola Victor, pues parece que cualquiera de las preguntas que haces puede ser cierta, existen estudios fotográficos que demuestran tejoneras compartidas con conejo o por lo menos conejos entrando y saliendo de tejoneras habitadas cosa que contrasta con otros estudios que demuestran que gran parte de la alimentación del tejón en algunos lares (Doñana) la proporciona el conejo y por otro lado no es infrecuente que los tejones cambien por temporadas de tejoneras, se piensa que para facilitar la desparasitación de los cubiles.

Para mí lo más factible es que se hayan mudado temporalmente para librarse de alguna plaga (pulgas, garrapatas) y que los conejos hayan ampliado sus dominios aprovechando tan buena construcción.

Lo que dices del cráneo, también yo lo he visto, a la entrada de una madriguera en uso ver un cráneo de tejón, que pareciera haber muerto dentro y sacado por los otros miembros del clan, eso me imagino que seguirá siendo un enigma, si los animales muertos son comidos por el resto y/o si son sacados los restos al exterior.
En cualquier caso en la zona donde yo vivo, piedemonte de la Sierra de Guadarrama, los tejones son muy desconfiados y es difícil pillarles aún con barreras de infrarojos conectadas a cámaras, por lo que espiarles a las puertas de su cubil se me antoja complicado, aunque nada es imposible.

Como anécdota comentar un amigo fotografo de naturaleza que encontró un tejón en un monte de la sierra a primera hora de la mañana (últimos de Junio) y le siguió con su cámara haciéndole fotos a corta distancia, ignorado completamente por el bicho, al que incluso silbaba y hablaba alto para que levantara la cabeza, (cosa que a tenor de las fotos no hizo mucho), hasta que finalmente un corzo se cruzo por el camino de ambos y mi amigo decidió que este último podría ser una "presa" mas fotogénica y colaborativa.
Un saludo,
Honorio Iglesias (Segovia)

 

 

Volver al índice de las fichas de rastros